Alivia los cólicos de tu bebé

Muchos futuros padres se preocupan cuando escuchan hablar de los cólicos del lactante. La mayoría sueñan con tener hijos que no tengan cólicos ya que sólo conocen historias de padres que no duermen por la noche por estos horribles síntomas.

Comencemos por tranquilizarnos un poco. Lo cólicos son molestias digestivas, normalmente presentes en el intestino grueso y que precisan de la ayuda de los padres para aliviarlos.

Si tienes un hijo de 6 años que te llama en mitad de la noche, llorando y diciendo que le duele la “tripa”, la primera reacción de la madre o el padre cuidador es acercarse, cogerle en brazos y darle un masaje en el abdomen mientras le va moviendo de un lado para otro para ver si le puede ayudar un poco.

Un recién nacido, a diferencia de un niño, no puede decirnos lo que le ocurre. El hecho de no saber con certeza que le pasa es lo que hace que los padres se pongan más nerviosos e impacientes. Ten en cuenta que puede llevarte un tiempo descubrir la mejor forma de calmar a tu bebé, porque lo que funciona con un niño no funciona con otro. Examina a tu bebé para asegurarte que no existe una condición médica subyacente o algún problema alimenticio que cause el llanto.

Los cólicos pueden tratarse de diferentes maneras, dos de las más efectivas es el masaje anticólico del cual habréis oído hablar y la administración de probióticos como Lactibacillus reuteri, previa aprobación del pediatra.

Busca un buen momento en el día en el que tu bebé no esté llorando desconsoladamente para realizar el masaje, de esta forma será más efectivo. Si tu hijo se encuentra inquieto y llorando, es preferible calmarle primero cogiéndole en brazos y cambiándole de posturas frecuentemente.

Los probióticos pueden ayudarte, Lactobacillus reuteri Protectis reduce el llanto y los cólicos de los bebés ya que ayuda en la digestión, el estreñimiento y alivia el dolor abdominal.

Cuéntanos cuáles son tus trucos para calmar a tu bebé. Y si te interesa conocer más de la experiencia de las madres primerizas, revisa las miles de preguntas que mamis como tu han formulado a nuestro equipo médico en la sección de lactancia.

Artículos relacionados